Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

Identifican niño guatemalteco de 8 años que murió bajo custodia federal

CIUDAD DE GUATEMALA, Guatemala.- Un niño migrante guatemalteco falleció el martes mientras estaba bajo custodia de las autoridades de inmigración de Estados Unidos, según informó en un comunicado la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés). Su caso sigue al de una niña de la misma nacionalidad que murió este mes en similares circunstancias.

La agencia dice que el niño fue devuelto al hospital el lunes por la noche con náuseas y vómitos. Murió horas después.

La CBP dijo que el niño falleció después de la medianoche.

La agencia The Associated Press citó al cónsul guatemalteco en Phoenix, Oscar Padilla, quien identificó al niño como Félix Gómez Alonzo. El diplomático dijo que entrevistó al padre, Agustín Gómez, de 47 años, por teléfono, y que este afirmó que su hijo había estado bien de salud.

La CBP dijo en su comunicado que el menor «mostraba síntomas de una portencial enfermedad» el lunes y fue llevado junto al padre al Centro Médico Regional Gerald Champion en Alamogordo, Nuevo México, donde se diagnosticó al pequeño con un resfriado común y fiebre, le proporcionaron recetas de amoxicilina e ibuprofeno y finalmente fue dado de alta.

El informe de la CBP indicó que esa misma noche el niño fue llevado de vuelta al hospital con náuseas y vómito y que falleció poco después. La causa del fallecimiento no ha sido determinada.

El Ministerio de Exteriores de Guatemala indicó que padre e hijo entraron a Estados Unidos por El Paso, Texas, el 18 de diciembre y el domingo fueron trasladados a la estación de la Patrulla Fronteriza en Alamogordo, a unos 145 kilómetros (90 millas) de la frontera entre México y Estados Unidos en El Paso, Texas.

La CBP informó que hará «una revisión independiente y exhaustiva de las circunstancias».

Rubén García, director de la Casa de Anunciación de El Paso, dijo el martes a la agencia The Associated Press que no tenía motivos para creer que padre e hijo estuvieron allí, pero estaba esperando más detalles sobre lo que sucedió.

La muerte de la niña guatemalteca a comienzos de diciembre generó fuertes críticas de parte de legisladores demócratas y defensores de los migrantes, quienes cuestionaron el proceder y el tiempo en que los agentes fronterizos actuaron en el caso.

VOANEWS

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *