Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

Vicepresidente de EEUU entrega emails de su etapa como gobernador

WASHINGTON, Distrito de Columbia.- El vicepresidente estadounidense, Mike Pence, entregó 13 cajas de correos electrónicos a las autoridades de Indiana tras revelarse que usó un servidor privado de email mientras era gobernador de ese estado, difundieron hoy medios locales.

Mike Pence.

De acuerdo con el diario Indianapolis Star, los abogados del compañero de fórmula de Donald Trump entregaron esas comunicaciones en un esfuerzo por asegurarse de que estén archivados como la ley lo requiere.

Recibimos una gran entrega de documentos en papel y entendemos que hay más por venir, expresó este viernes Stephanie Wilson, portavoz del actual gobernador de Indiana, Eric Holcomb, quien sucedió a Pence en el puesto en enero último.

El Indianapolis Star difundió ayer que en su etapa como gobernante estatal (2013-2017) Pence utilizó un email privado para abordar asuntos sensibles y cuestiones de seguridad interior.

A raíz de esa revelación el vicepresidente recibió acusaciones de hipocresía, pues durante la carrera presidencial criticó que la candidata demócrata, Hillary Clinton, hubiera empleado un servidor privado para tratar asuntos de su cargo como secretaria de Estado (2009-2013).

No hay comparación alguna con la práctica de Hillary Clinton, quien realizó un manejo incorrecto de la información clasificada y destruyó mensajes de correo electrónico cuando fueron solicitados por el Congreso, señaló Pence a la prensa.

De acuerdo con el vicepresidente, él cumplió completamente con todas las leyes de Indiana, las cuales no impiden que los funcionarios públicos utilicen cuentas de correo privadas, aunque se espera que conserven esas comunicaciones para las solicitudes de registros públicos.

El caso de Clinton es diferente, debido a que los empleados federales están prácticamente obligados a no utilizar cuentas personales para los propósitos del trabajo, pues ello dificulta cumplir con el acceso público a los registros.

PL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *