Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

Alto funcionario ignora citación para hablar en pesquisa sobre Trump

WASHINGTON, EEUU.- El jefe interino de gabinete de la Casa Blanca, Mick Mulvaney, ignorará una citación emitida en el Congreso para que compareciera hoy en la investigación de juicio político sobre el presidente Donald Trump, difundieron varios medios.

Mick Mulvaney

No aparecerá, manifestó a la cadena de televisión NBC un miembro de la administración del republicano, luego de reportarse ayer que el Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes demandó el testimonio de Mulvaney para este viernes.

La decisión del jefe de personal de no dar su declaración en la pesquisa, la cual se enfoca en los llamados de Trump a Ucrania para que ese país investigue al exvicemandatario y candidato presidencial demócrata Joe Biden, está en línea con la postura de otros funcionarios a quienes el ejecutivo ordenó no declarar.

De hecho, la Casa Blanca notificó a los legisladores encargados de conducir el proceso que no cooperaría en la indagación, la cual ha sido constantemente criticada por Trump y los republicanos.

Los demócratas programaron 13 testigos para declarar a puerta cerrada esta semana, antes del inicio el 13 de noviembre de audiencias públicas, pero solo se presentaron dos personas: Jennifer Williams, asesora especial para Europa y Rusia del vicepresidente, Mike Pence; y David Hale, empleado del Departamento de Estado.

Mulvaney provocó gran revuelo en una conferencia de prensa que ofreció el mes pasado, cuando reconoció que el jefe de la Casa Blanca retuvo casi 400 millones de dólares en ayuda militar destinada a Ucrania con el fin de presionar a ese país para que abriera la pesquisa sobre Biden.

Aunque luego el jefe de gabinete quiso negar sus propias palabras, y decir que la prensa lo había malinterpretado, sus comentarios fueron vistos como la confirmación de un tema que está en el centro de la investigación de juicio político.

Entre las muchas estrategias de defensa que ha pretendido usar, Trump sostiene que no hubo nada inadecuado en una llamada telefónica de julio pasado en la que pidió a su homólogo de Ucrania, Volodymyr Zelensky, lanzar la indagación sobre Biden, quien podría ser su contrincante en los comicios de 2020.

Tanto ese diálogo como una queja emitida por un denunciante de la comunidad de inteligencia condujeron al inicio a finales de septiembre de la pesquisa de juicio político, porque los demócratas consideran que el presidente abusó de su poder para llevar a un país extranjero a interferir en las elecciones norteamericanas.

El mandatario niega que haya habido presión o quid pro quo en sus tratos con la nación europea, pero los testimonios de miembros de su propia administración indican que sí usó la ayuda militar y la posibilidad de realizar un encuentro con Zelensky en la Casa Blanca para influenciar a Ucrania.

PL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *